lunes, 30 de abril de 2007

¿Qué es el MER-KA-BA?


Es un campo de energía que se encuentra alrededor de nuestro cuerpo físico, que actúa con nuestra energía vital y que fundamentalmente nos conecta con el magnetismo que mantiene el equilibrio en el planeta Tierra y por lo tanto nos mantiene a nosotros en equilibrio con ella.

Hoy en día este campo electromagnético que está alrededor nuestro, está inactivo o con un movimiento muy lento por lo que sentimos claramente ese desequilibrio en nuestra vida y nuestra interacción con el mundo y las personas.

El campo magnético de la Tierra está sufriendo alteraciones de diferente índole; entre ellas, está afectado por el ciclo natural de precesión de los equinoccios, por explosiones solares, la rotación más lenta del planeta, los cambios climáticos y esto a su vez crea alteraciones en los patrones de conducta, de pensamiento, de comportamiento y de sentido de vida para todos nosotros.
Por ejemplo: nos encontramos con personas con las cuales nos sentimos totalmente a gusto como si las conociéramos de toda la vida. Otras personas salen abruptamente o muy rápidamente de nuestro entorno.

Se crean relaciones afectivas con una persona que tiene una energía muy similar a la nuestra, nos entendemos enseguida, o al revés, las antiguas relaciones se deshacen de la noche a la mañana.

Hay un evidente cambio en el patrón de sueños tales como; sueños recurrentes, sueños vívidos, sueños que podemos seguir de una noche a la otra, sueños que persisten durante el día y sueños premonitorios, entre otros.

Hay sincronicidad en las cosas de nuestra vida. Las personas justas y la solución adecuada para un problema aparecen de la nada. No entendemos muy bien como se organiza nuestra vida, pero se organiza.

Tenemos variadas sensaciones físicas, entre ellas; electricidad en el cuerpo, sensación de hormigueo, dolores de cabeza, de huesos, cansancio y sueño. Taquicardia, nauseas, fiebres, resfríos, cambios en la temperatura del cuerpo.

En el área psicológica hay síntomas como: síndrome de pánico, falta de sentido de vida, necesidad de estar solos, quedarse mirando el vacío, necesidad de ser confortado, miedo, depresión, agresión, irritabilidad. Sentirse perdido, extraño, perder la dirección en la calle, olvidarse donde uno deja las cosas o de lo que uno iba a decir. Sentimos confusión, estamos alterados, confundidos, el tiempo se nos pasa volando y sentimos que no encajamos en el calendario y los horarios.

Esto cambia completamente cuando ponemos en actividad este campo electromagnético nuestro.

Esta técnica o ejercicios, que es re descubierta y también encontrada en tumbas y monumentos muy antiguos hace más de una década nos llega en un momento histórico porque nos permite interactuar entre la 3D y 5D dimensión.

Esto significa lo siguiente: Nosotros vivimos y nos manejamos en un mundo tridimensional pero la Tierra en su proceso de cambio de ciclo (precesión de los equinoccios) está haciendo esta transición dimensional que, entre otras, produce el debilitamiento del campo magnético terrestre.

Esto produce la sensación de caminar entre dos mundos. Uno conocido, pero que parece no funcionar más ya que sus códigos están totalmente colapsados y otro mundo nuevo que presentimos está ahí, pero que no sabemos como situarnos en él.

Interactuamos en dos dimensiones y la única forma conocida , al menos por ahora, es la de poner en su movimiento de giro este campo electromagnético y restituirle su movimiento real.
Con ello nos sintonizamos con el campo electromagnético de la Tierra ya que la Tierra y nosotros, funcionamos en sintonía. La falta de esa sintonía nos produce todas estas perturbaciones arriba mencionadas

Ambos, la Tierra y nosotros, tenemos un campo eléctrico (energía vital) y otro magnético. La Tierra reordena por sí misma su campo eléctrico y magnético; nosotros, en este momento, debemos hacerlo mediante estos ejercicios hasta que se mantenga activo por sí mismo en un corto plazo de tiempo.

El resultado de estos ejercicios, además nos quita el stress, devuelve claridad a la mente, armoniza ambos hemisferios cerebrales de manera tal que nuestra percepción del medio ambiente se armoniza, podemos enfrentar mejor y con mucha más serenidad la vida diaria, nos quita ansiedades, fobias y miedos, regula el sueño, genera un balance entre la mente y las emociones y en consecuencia el retorno al normal estado de salud.

Esta técnica o ejercicios tiene un efecto sorprendente y produce cambios muy importantes en casos psiquiátricos, fotofobia, insomnio, neuralgias, trastornos de conducta en adolescentes, familias con niños problemas, es excelente para las mujeres embarazadas, personas con ciertos tipos de virus que afectan el sistema inmunológico, entre otros muchos más.

Todo esto sin duda alguna, a su vez mejora nuestra calidad de vida conectándonos con nuestros potenciales de conciencia; restituyendo el acceso a la memoria de todas nuestras posibilidades mentales, psicológicas y físicas y genera un profundo contacto con esa parte que llamamos “sabiduría interna”.

Produce el restablecimiento psicofísico; lo que también tiene como resultado la mejora, cuando no la cura, de enfermedades.

Armonía = Salud.

Es una técnica sencilla y se practica regularmente durante un período de tiempo que varia entre 5 a 6 meses hasta que este campo retorne a su estado de actividad normal y podamos volver a funcionar como individuos plenos en un mundo de cambios y en una transición más que evidente.



Kristen Mariana NeilingProductora
© 2005 TheCamino.com.ar ® - All rights reserved

No hay comentarios.: